Enfrentando el cambio

Dra. Mary Ann Martínez, CPL, NCC, CCMHC

Como cada mañana, a las 5:30 suena el despertador, anunciando el comienzo de un día de trabajo. Es lunes yCarlos salta de la cama para iniciar la rutina que ha llevado a cabo por 16 años trabajando para la compañía. Pero este lunes es diferente. Aunque le gusta su trabajo, hoy no tiene el mismo ánimo. La semana pasada escuchó que habría recortes de personal y que, posiblemente, él sería uno de los despedidos. Carlos siente que no puede manejar la incertidumbre y la posibilidad de un cambio radical en esta etapa de su vida.

Igual que Carlos, muchos hemos enfrentado situaciones inesperadas que nos cambian la trayectoria. Sea en el plano personal, laboral o sociopolítico (como lo que estamos viviendo en Puerto Rico), enfrentar cambios significativos, afecta nuestra perspectiva de la vida. Aunque sabemos que todo cambia, cuando los cambios llegan nos sacuden hasta el punto de afectar la salud mental. Cerca de un 50% de las personas enfrentarán un problema de salud mental en algún momento de sus vidas. Es sumamente importante reconocer cuándo nuestra salud emocional está afectada y procurar ayuda a tiempo.

Tactical RP

¿Cómo saber si te estás afectando emocionalmente?Aquí algunas señales que debes observar:

Cambios en patrones de sueño o alimentación
Tristeza, coraje o irritabilidad extrema
Efecto negativo en tus relaciones interpersonales (amistades, pareja, familia)
Ansiedad, excesiva preocupación por el futuro, nerviosismo
Pensamientos negativos constantes; pensamiento polarizado (bueno/malo, todo/nada)
Aumento en el uso de alcohol, sustancias o conductas que pueden ser adictivas (apuestas, juegos electrónicos)
Dificultad para concentrarte o realizar tareas cotidianas; sentimiento de desconexión
Sentimiento de culpa, vergüenza, deseos de rendirse o que no vale la pena
Cualquier cambio drástico en el estado de ánimo, conducta o personalidad

Hay alternativas para mejorar la salud emocional y enfrentar situaciones difíciles:

Explora tu nivel de controlRenuncia a controlar. Hay asuntos fuera de tu control, reconócelos y “déjalos ir”.
Establece prioridades – Haz un inventario de lo que es importante para ti. Enumera tus bendiciones y agradécelas.
Busca relaciones sanas – El apoyo de otros es vital. Cultiva relaciones que aporten a tu vida y aléjate de aquellas que te restan. Estrecha los lazos familiares.
Identifica ángulos positivos Busca el aspecto positivo del asunto y háblalo con otros.
Enfócate en tu presenteObsesionarse con el futurocrea ansiedad. Mira el aquí y ahora; tienes un presente en tus manos y ese es tu mayor recurso.
Dedícate tiempo – Cuídate física, emocional y espiritualmente. Procura hacer una pausa para ti; cultiva tu espiritualidad.
Busca ayuda Si sientes que no puedes lidiar con la situación, no temas buscar ayuda de un profesionalde la salud mental. Hay ayuda disponible y a tu alcance.

Sea cual sea la situación, siempre hay esperanzas; lo que puede parecer un caos en realidad es una oportunidad de andar por un nuevo camino.

Consejera Clínica en Salud Mental, Terapeuta de Parejas y Terapeuta Sexual 787-364-9880 www.consejeria.net